Inicio esperanzador tras la victoria en Bordils

20 Mar. 2021     Partidos     Redacción

El Trops Málaga comenzó la fase por la permanencia de la mejor manera posible. El conjunto que entrena Quino Soler abrió la segunda y decisiva parte de la competición ganando en una cancha a priori difícil, como es la del Bordils, y, además, haciéndolo con autoridad, tras superar al cuadro catalán por 16-25 y después de desplegar un gran juego que confirma y amplía la dinámica ascendente del equipo.

Dos puntos, pues, muy importantes en el arranque de este tramo liguero que, con los resultados que se dieron en esta primera jornada, lo alza hasta el liderato en solitario del grupo, con 14 puntos, y amplía a cinco puntos su renta con respecto al primer conjunto que marca la zona de descenso, el Sant Martí Adrianenc, igualmente de Cataluña.

El encuentro comenzó con claro dominio malacitano, aunque, después del primero gol, anotado por Quintana en el 01:24, no volvió a entrar el balón en la red hasta algo más de cuatro minutos después. Las imprecisiones y los nervios del inicio estaban provocando esta situación. Pero llegó, por fin, una nueva diana (0-2) para los de Quino Soler, la de Palomeque en el 05:58, y seis minutos más tarde hizo lo propio el chileno Matías Paya. Con un 0-3 de parcial arrancó el partido, con el Trops Málaga, que, por cierto, vistió de amarillo, muy bien en tareas defensivas.

El Bordils, por mediación de Oliver, consiguió su primer gol transcurrido el minuto diez de la primera mitad. A los locales les costaba un mundo ver puerta y cuando lo hacían, se topaban con el portero Oliva, que, como viene siendo habitual, era un seguro de vida para los de la Costa del Sol. Y si primó la escasez goleadora en los instantes iniciales, ahora el cuadro malagueño, más fluido en ataque, logró dos dianas más, por medio de Lamarca y Quintana, para poner el 1-5 en el electrónico. Esta clara ventaja provocó que el técnico del Bordils, Pau Campos, se viera obligado a solicitar tiempo muerto para intentar enmendar la situación. Y, efectivamente, el efecto ‘parada y vuelta a empezar’ surtió efecto en el conjunto catalán, ya que del 1-5 se pasó al 4-5 en apenas seis minutos. No obstante, tras esta inesperada reacción local, llegó la réplica malagueña, que, con solvencia y cerrando la defensa, obtuvo un parcial de 0-6, que les dio tranquilidad y puso tierra de por medio. Y es que, con un contundente 4-11 en el marcador, el Trops se mostraba muy cómodo en la pista, con un bloque defensivo impecable, incluida la participación del meta Oliva, y con Paya como el jugador más acertado de cara a la portería contraria. En definitiva, el equipo de Málaga estaba siendo claramente superior a su rival y prueba de ello es que la primera parte concluyó con un rotundo 5-14, que daba tranquilidad a los chicos de Quino Soler para el segundo acto.

Reanudado el partido, se produjeron unos minutos de intercambio de goles. Los locales querían, pero no podían, porque, enfrente tenían a un Trops Málaga que no le daba facilidades. La contundencia del marcador a favor del cuadro visitante era manifiesta, lo que permitió la participación de jugadores menos habituales que, pese a contar con menos minutos, tuvieron una destacada actuación.

Con una renta de doce goles (9-21) se alcanzó el ecuador de la segunda mitad. El partido estaba más que encarrilado. Eso sí, el Bordils nunca se dio por vencido y, aunque la proeza estaba lejos, consiguió reducir la distancia (13-21) en el 18:41.

El Trops ya olía el triunfo y bajó el acelerador. Los dos puntos estaban prácticamente en el bolsillo. Jugaba muy tranquilo, se empleaba con contundencia en defensa y aprovechaba las acciones de contraataque. El encuentro estaba más que resuelto y solo era cuestión de esperar a que sonara la bocina para entonar la primera victoria en el primer partido de la fase por la permanencia, que llegó con un marcador amplio de 16-25 y dejando buenas sensaciones sobre la cancha del Bordils.

La siguiente “final”, como ha definido el técnico malagueño Quino Soler, será el próximo sábado, a partir de las 18.00 horas, en el pabellón del Colegio Los Olivos, ante precisamente el Sant Martí, que vendrá a Málaga a jugarse la vida.


FICHA TÉCNICA

16. Bordils Girona: Mach, Maso, Ferran Pou, Moreno (1), Bañeras (1), Josep Reixach (1), Ferrer (1) –siete inicial–, Carles Pou, Francesc Reixach (2), Márquez (1), Oliver (2), Fornes (3), Montes, Batlle (1), Parals (1) y Montemayor (2).

25. Trops Málaga: Oliva (p.), Pablo Fernández, Palomeque (1), Quintana (3), Armada (2), Portela (1), Vidal (1) –siete inicial–, Artés (2), Carlos González (1), Gavañach (p.), Cabello (1), Curro Muñoz (3), Zapico (1), Paya (5), Lamarca (2) y Etayo (2).

Parciales: 0-1, 0-3, 3-5, 4-8, 4-11, 5-14 (primera parte), 6-16, 8-18, 9-21, 13-22, 15-24, 16-25 (final).

Árbitros: Manuel Mohedano Fernández y Vicente Perís Orts, de las federaciones territoriales de Andalucía y Valencia, respectivamente. Por parte local, excluyeron a Ferran Pou (3); y por parte visitante, a Portela (2), Cabello y Paya, y amonestaron a Portela.

Incidencias: Primer partido de la fase por la permanencia disputado en el pabellón Blanc i Verd, en la localidad de Bordils (Girona) ante un centenar de seguidores.


icono comillas Los malagueños, que se mostraron muy superiores a su rival, aventajan en cinco puntos al Sant Martí, conjunto que marca la zona de descenso

Comparte :

*Utilizamos cookies de terceros no necesarias para la navegación, con finalidades analíticas y estadísticas. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. OK | Más información